¡Solo para millennials! 5 recomendaciones si buscas invertir en bienes raíces

La industria inmobiliaria no siempre se caracterizó por tener a jóvenes entre sus filas de seguidores, ¡eso cambió!
Cualquier decisión de inversión debe ser informada, ya que se necesita entender el panorama de inversión en bienes raíces. Foto: Pexels

Si bien existen múltiples instrumentos de inversión, el sector de bienes raíces tiene sus simpatizantes habituales y ahora captó la atención de los millennials que buscan diversificar sus ingresos.

Natalia Ramírez, gerente de marca de La Haus, indica que en la inversión en bienes raíces, a diferencia de antes, ya se considera como una opción viable para los jóvenes entre 20 a 30 años.

“Hoy existen mayor cantidad de opciones, tanto para iniciar en desarrollos de pequeño metraje destinados a renta de corta estancia, así como la compra compartida”, señala.

La compra compartida, si bien es un compromiso entre dos personas a largo plazo, es una opción interesante para aquellos millennials que buscan comenzar a participar en la industria inmobiliaria.

Suscríbete a

Según la proptech, entre todos los instrumentos de inversión en bienes raíces que hay en México, la compra de vivienda tiene la mayor rentabilidad y la más alta plusvalía en el mercado.

Además, añade, no tiene riesgo de inflación (posibilidad de no ganar nada o incluso de perder dinero debido a la devaluación del mismo).

Si eres un millennial y estás interesado en comenzar a dirigir tu ahorro hacia esta inversión, pero tu monto inicial aún no es muy alto, La Haus te da cinco tips para que comiences a invertir en este tipo de activos:

1. Edúcate en el tema

Congreso de Desarrollos e Inversiones Inmobiliarias Guatemala 2022
Fotografía de archivo del segundo Congreso de Desarrollos e Inversiones Inmobiliarias que se llevó a cabo en el Guatemala en marzo del 2022. Foto: ADIG

Cualquier decisión que tomes para el manejo de tu dinero debe ser informada, necesitas entender el panorama de inversión en bienes raíces, ya que en ella hay diferentes modelos.

Considera algunas opciones iniciales como la vivienda fraccionada o entrar directo con la propiedad del inmueble para rentas, venta y ganar en plusvalía.

Recomendación #1

Lee libros, escucha podcast, ve vídeos de expertos inmobiliarios, rastrea eventos de la industria para entender mejor el funcionamiento del mercado y la información actual ante el tema.

2. Decide si invertirás a corto o largo plazo

inversión bienes raíces
El corto plazo es conveniente si buscas un retorno entre tres y cinco años. Foto: Pexels

En este caso tienes dos posibilidades que comprenden diferentes grados de riesgo y de retorno (o ganancia posible). A corto plazo es conveniente si buscas un retorno en pocos años (entre tres y cinco).

En ese caso lo mejor es invertir en zonas de alta plusvalía, es decir, en donde las casas o apartamentos aumentan su valor en poco tiempo debido a una alta demanda de compra.

Si será a largo plazo donde no compres algo ya construido, sino que comprenda ese periodo de desarrollo de proyecto, entre otros puntos.

Recomendación #2

Las preventas evitan que pidas una cantidad tan alta de crédito hipotecario. En dicho periodo tu propiedad además aumentará su precio a lo largo del tiempo.

Asesórate de forma correcta para que midas el posible aumento de plusvalía que tendría tu vivienda si se abren centros comerciales, hoteles u oficinas.

3. Ahorra lo necesario

inversión bienest raíces
Existen diferentes maneras de reunir el capital inicial para tu inversión inmobiliaria. Foto: Pexels

Al fijar si tu inversión será a corto o largo plazo, debes conocer el monto inicial necesario para comenzar dentro de la modalidad que más llame tu atención y con la cual te sientas más identificado tanto por perfil inversionista como por riesgo en inversión.

Si tu capital aún no alcanza el mínimo inicial, no te desanimes, pues hay diferentes caminos para llegar a esa meta. Por ejemplo, puedes diseñar un plan de ahorro que te permita tener claridad de en qué periodo podrías lograrlo.

Recomendación #3

Si necesitas aliados para iniciar tienes dos caminos, el primero involucra comenzar a integrarte en redes de networking en bienes raíces, las cuales puedes conocer en eventos de la industria.

Por otro lado, infórmate sobre los diferentes tipos de financiamiento para que comprendas también tu capacidad de deuda.

4. Conoce y delimita tus opciones de ubicación

Paseo de la Reforma, en Ciudad de México.

Si piensas comprar un inmueble para rentarlo por muchos años, lo mejor será hacerlo en las ciudades que tengan un alto crecimiento económico y demográfico.

La Haus recomienda para ello centros de población como Mérida, Playa del Carmen, Tulum Querétaro, Guadalajara, Monterrey o CDMX.

Ahí deberás considerar vías de comunicación y acceso, valor de la vivienda según la zona, indicadores de renta, niveles socioeconómicos y plusvalía.

Recomendación #4

Es muy importante no solo la ciudad que elijas, sino también la zona de ella en la que decidas que se ubicará tu bien inmueble.

La plusvalía se influye por diversos factores, pero son igual de relevantes tanto los materiales y el tipo de construcción como la zona donde esté ubicado.

5. Considera la deuda total

impuestos bienes raíces
Comprar una casa implica otros gastos que no muchos relacionan, como los impuestos. Imagen: Inmueble24

Adquirir un inmueble no solo incluye el gasto fijo por el pago de hipoteca, también debes considerar el mantenimiento y pago de impuestos, y hasta podrías llegar a considerar un seguro.

Si piensas recuperar parte de estos pagos a través de renta, debes considerar que hay un periodo de “trabajo” para que ello comience a suceder, e incluso en ese caso debes contemplar que necesitas evaluar costos de muebles para dicho espacio.

Recomendación #5

Existen plataformas que hoy te hacen un plan de inversión 360, es decir, comprenden preventa, organización del inmueble.

Con este tipo de productos, no tienes que preocuparte sobre cuánto cobrar o cómo asegurarte que tu casa no se pueda rentar tras cada inquilino.

Siempre hay un riesgo

Ramírez señala que un punto clave a considerar siempre, antes de decidir el instrumento a través del cual se realizará una inversión en bienes raíces, es que cada una de las herramientas ofrece mayores o menores ganancias y al mismo tiempo menor o mayor riesgo.

“Independientemente de la herramienta que selecciones, siempre hay un riesgo. La mejor manera de hacerle frente a este punto es informándote de qué va, los beneficios y las letras chiquitas y entender qué tipo de riesgo estás dispuesto a solventar a costo de qué”, explica.

“La vivienda es un bien seguro y con múltiples beneficios, pero la información siempre es clave”, concluye la gerente de marca de La Haus.

¡No te vayas! No pierdas la oportunidad de leer:

¿Cuáles son las 10 ciudades preferidas por los millonarios para comprar casa?

6 cosas para la sala principal en las que nunca deberías gastar dinero

5 ejemplos de cómo la inteligencia artificial percibe la vivienda contemporánea

Temas relacionados