Real Estate de Guatemala, entre la economía y la política

La buena noticia es que el índice de los precios de materiales para la construcción y otros 'commodities' están en un proceso de desaceleración.

La Asociación de Desarrolladores Inmobiliarios de Guatemala (ADIG) reunió a tres expertos que compartieron sus impresiones para la industria inmobiliaria. Al igual que otros sectores, el real estate ha tenido que navegar en las inquietas aguas de lo económico y político.

En perspectiva. La situación política en Guatemala influyó en la cartera de créditos hipotecarios y su composición con una disminución de velocidad. Sin embargo, la tendencia en la cartera siguió siendo creciente hasta finales de 2023, según un análisis de 4S Real Estate.

  • De mayo a noviembre, la tasa de interés objetivo y cartera de créditos aumentó en un pronunciado 326%.
  • En una comparación interanual de noviembre, la cartera de créditos hipotecarios entre Q100,000 a Q500,000 se mantuvo en el rango del 61.4% (2022) y 61.1% (2023).
  • El indicador clave del sector inmobiliario —a noviembre pasado— son las tasas de interés (4.3%) y se espera que la tendencia sea a la baja, toda vez que la inflación (5%) siga disminuyendo.

 

Lo indispensable. La oferta de vivienda vertical en los últimos trimestres disminuyó en todos los segmentos. Las zonas que más resintieron la caída en ventas, entre el primer semestre de 2023, fueron la 4, 10, 14 y 13.

  • De acuerdo con el informe presentado, la reducción en ventas no se debe a un mercado contraído, sino a la falta de oferta. En los últimos trimestres, se registró un 96% menos de proyectos nuevos.
  • En el supuesto de que no se lancen nuevos al mercado, y con el promedio de ventas del último semestre, el inventario duraría un año.
  • Mientras que, en el supuesto que se experimente el promedio del último año, el inventario existente solo alcanzaría para los próximos seis meses.

 

Entre líneas. Las tendencias inmobiliarias para 2024 se enfocarán en siete áreas: customized, wellness, technology, nature, exclusive, free debt feeling y alive, según el informe The Good Life Insights.

Suscríbete a

  • Los proyectos wellness son de los más buscados en la actualidad. Los compradores quieren obras con un entorno verde.
  • Enfocado en el aspecto de buscar ambientes variantes y flexibles, se utilizan tecnologías con amenidades que generen espacios cambiantes. Como los wallpapers.
  • Los clientes buscan espacios exclusivos y libres de preocupaciones, que brinden una serie de servicios, tengan todo a mano y faciliten la vida de los consumidores.

 

Por qué importa. Monique de Céspedes, partner Centroamérica & Caribe de 4S Real Estate, indicó que un aspecto clave a tener en cuenta por los desarrolladores inmobiliarios es que los mercados son evolutivos.

  • Cambian acorde a las tendencias que surgen. ”Varían cada tres años”, comentó.
  • “Bajo este panorama, para que se absorba inventario mayor a cuatro años se debe bajar el precio. No se consumirá a valores regulares”.
  • “Para llegar a la demanda y conseguir cerrar ventas, los desarrolladores deben tener en cuenta estas tendencias”, concluyó.

 

En el radar. Paulo de León, director de Inteligencia Económica y Financiera en CABI, expuso el panorama económico nacional. Destacó que la inflación, la peor de los últimos 40 años, está afectando los patrones de consumo de los compradores de vivienda.

  • La buena noticia para el sector es que el índice de los precios de materiales para la construcción (salvo excepciones como el acero) y otros commodities ya están en un proceso de desaceleración.
  • “Los precios ya no suben, aunque no bajarán a niveles de cuatro o cinco años atrás. Este año el problema no serán los precios de los materiales, sino la demanda”, enfatizó.
  • El índice de confianza de la construcción cayó por los bloqueos que pedían la renuncia de la fiscal Consuelo Porras. El efecto en el PIB fue muy similar a lo vivido durante el covid.

 

Balance. Rodolfo Mendoza, director y analista político de la consultora Diestra, consideró “muy positiva” la previsión económica. “Sigan atreviéndose, creyendo”, dijo a los desarrolladores asistentes.

  • “La incertidumbre política no se transfiere a lo económico. Estamos con inquietud en lo político, como pasa en otros países, pero a diferencia de ellos tenemos certeza económica”.
  • Acotó que es equívoca la conclusión de que la presente situación política “solo pasa en Guatemala”. “Vean EE. UU. Lo mismo sucede en todo el mundo en los tiempos actuales”.
  • “Guatemala no es Argentina, Chile o Colombia. Ni siquiera es México. El país tiene una economía muy resiliente. Quien gobierne, por ejemplo, no impacta en las remesas ni el precio de las exportaciones”, concluyó.

 

Con información de: Braulio Palacios

Temas relacionados